Método KonMari en la oficina

4 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 LinkedIn 0 Pin It Share 0 Buffer 4 Email -- 4 Flares ×

Aplicando el método Konmari en la oficina conseguirás un espacio limpio y ordenado que te ayudará a conseguir mayor concentración y trabajar mejor. ¡Hoy te contamos sus claves!

¿Qué aún no conoces el método KonMari? Imposible, seguro que has oído habla de la magia del orden, el libro que ha dado fama mundial a la japonesa Marie Kondo. Un libro en el que ésta experta en orden nos cuenta las claves para mantener nuestro hogar y nuestra vida en orden y controlada. Pero este método se puede utilizar también en nuestra oficina para mejorar nuestro trabajo y darnos claridad mental. Y es que a la que te despistas tu oficina está llena de elementos que no necesitas y que no hacen sino dificultar tu día a día y tu concentración. ¡Y esto debe cambiar!

12

Aplicando el método Konmari en la oficina tu espacio se transformará y lo tendrás todo a mano y ante tus ojos en todo momento. No es que tu oficina sea demasiado pequeña, es que tendemos a guardar demasiados objetos que no necesitamos y que solo nos aportan confusión y falta de claridad para la toma de decisiones. En un espacio ordenado y limpio nos sentimos más cómodos y relajados por lo que el trabajo nos resulta mucho más fácil. Al principio puede parecer tarea imposible pero si consigues una oficina ordenada….conseguirás un gran paso adelante para mejorar tu rendimiento y tu motivación.  Por eso hoy vamos a ver algunas de las claves para conseguir aplicar el método Konmari en la oficina.

12

1.Empieza por desechar

Para empezar a aplicar el método Konmari en la oficina lo primero que tienes que hacer es una buena limpieza. Has ido acumulando objetos sin ton ni son y ahora tu oficina aparece atiborrada de papeles, carpetas, bolígrafos, … pero una gran mayoría de ellos no son necesarios para tu día a día. Así que empieza por apartar todo lo que no necesitas y puede ir fuera. De esa forma te quedará un pequeño grupo de cosas que son las que sí necesitas y qué debes conservar. Y a la vez te darás cuenta de que tu oficina no es tan pequeña. Seguro que tiene el espacio necesario para almacenar todo lo que necesitas e incluso más….Pero la habías sobrecargado innecesariamente y eso te dificultaba el trabajo diario.

2. Ordena por categorías con el método Konmari en la oficina

Ahora ya tienes el grupo de objetos que vas a guardar. Lo que te vayas a quedar debe estar ordenado por categorías. Por ejemplo, todo el material de oficina junto. Así podrás ver la cantidad de elementos que tienes por cada categoría y si realmente lo necesitas todo o hay una parte que puedes desechar o reciclar. ¿Necesitas 3 grapadoras o dos calculadoras? Es la forma para darte cuenta de las cosas que tienes repetidas y de cuáles realmente usas o necesitas y de cuáles podrás prescindir sin problema. Muchas veces tenemos las cosas diseminadas por varios sitios de forma que no tenemos claro la cantidad de cosas que tenemos de la misma categoría. Agrupar ayuda a la claridad mental.

12

3. Cada cosa debe tener un lugar

Si desde el principio le asignas a cada cosa un lugar determinado, todo será mucho más fácil a la hora de ordenar y a la hora de encontrar los objetos. Cada vez que las uses las vuelves a colocar en el mismo sitio de esa forma te resultará mucho más sencillo trabajar y encontrar los elementos que necesitas en cada momento. Nada de un montón de objetos distintos por encima de la mesa. Utiliza las cajoneras y armarios para tenerlo todo bien ordenado y en su lugar.

4. Todo controlado de un vistazo

Para mantener tu oficina bien ordenada debes tenerlo todo a la vista. Así de un solo vistazo podrás saber cuántas cosas tienes. Por que es imposible recordar cada elemento que tenemos, la forma de que no vuelva a perderse en la inmensidad es que de un solo vistazo podamos tenerlo todo controlado y ubicado. Así los métodos de almacenamiento cuanto más simples y ordenados mejor. Para que al abrir el armario o la cajonera podamos ver todos los documentos que tenemos guardados. Y para ordenar no hace falta comprar nuevos objetos, aprovecha los elementos que ya tienes como cajas de cartón o cestas e intenta no añadir más objetos de los necesarios.

12

5. Almacena en vertical

Aprovecha el almacenamiento vertical. De esa forma sacarás mucho más partido al espacio y a la vez conseguirás tenerlo todo a la vista. Es una idea sencilla del método Konmari en la oficina, pero que funciona y a la que una vez cojas el truco descubrirás todos sus beneficios. Normalmente tendemos a almacenar en horizontal pero si aprovechas la verticalidad el espacio crecerá. Y también se facilitará la tarea de encontrarlo todo rápidamente.

6. Evita las etiquetas

Una vez has conseguido un espacio claro y limpio las etiquetas son una molestia más. Una especie de ruido que viene a interferir en la paz de tu oficina. Así que evita en la medida de lo posible utilizarlas o ponlas de forma disimulada, en el lateral. Así a simple vista no llenarán de elementos tu espacio visual que se verá limpio y claro y te ayudará a concentrarte y reflexionar.

12

7.  Quédate con lo que te hace feliz y cuídalo

No necesitamos tantas cosas…pero algunas si que deben estar con nosotros pues nos hacen sentir felices y a gusto. Por ello debes rodearte de las cosas que te hagan feliz y te aporten algo. Líbrate de lo superfluo pero deja un espacio para los objetos que te hacen sentir bien.

Esto mismo se aplica cuando vayas a incorporar algo nuevo a tu oficina, debes estar seguro de que lo necesitas o bien de que te va a aportar felicidad. Si al valorar uno de estos dos aspectos la respuesta es sí, entonces déjalo entrar. Si sólo es un objeto más o ya tienes otro que cumple la misma función, entonces olvídate de él. Y cuida aquellos objetos que has decidido que te acompañen en tu camino. Porque te durarán más y porqué te ayudarán a sentirte bien. Y también evitarás caer en la tentación de nuevas compras e incorporar más objetos a tu oficina.

12

Si consigues poner en práctica estas ideas, tendrás un espacio de oficina mucho más ordenado y claro y tu trabajo te lo agradecerá. No somos conscientes de lo difícil que es trabajar con un montón de objetos llamando nuestra atención sobre nuestra mesa o por nuestra oficina. Distintos colores, palabras, formas….que nos impiden concentrarnos y sentirnos relajados. Con el método KonMari eso quedará olvidado y tu mente lo agradecerá. Pero no es tan fácil. Hay que ponerse a ello con empeño y no dejarlo a medias. Lo más difícil es ser capaz de eliminar todo lo superfluo pero seguro que con un poco de esfuerzo lo conseguirás. Esperamos que este artículo te anime a ponerte manos a la obra. Feliz semana.

Método KonMari en la oficina
5 (100%) 15 votes
The following two tabs change content below.

A Perez

Interior Designer at Ofiprix
Interiorista en Ofiprix. Mis estudios son tan variados como mis gustos: historia, marketing y interiorismo . Me podréis encontrar siempre con un libro en las manos. Si no, estaré de viaje buscando inspiración en algún pequeño rincón, porque no hay nada como descubrir nuevos lugares y nuevas gentes para abrir la mente y conocerse a uno mismo mejor. Mi terapia de shock es reír mucho cada día, tomar litros de cafeína y hacer un trabajo que me apasiona. Desde aquí daré mi punto de vista sobre el diseño de interiores. Espero vuestros comentarios, sugerencias,...me encantará leeros y comentar ideas!

Últimas entradas de A Perez (Ver todo)

You may also like...

1 Response

  1. Muy interesante! No conocíamos este método, muy buenos consejos para la oficina!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 LinkedIn 0 Pin It Share 0 Buffer 4 Email -- 4 Flares ×